Rotura de menisco: causas

Google+0Facebook0Twitter0

Un menisco roto puede ser resultado de cualquier actividad que haya hecho torcer o girar con fuerza la rodilla, como paradas bruscas y giros repentinos. Incluso arrodillarse, ponerse en cuclillas o levantar algo pesado a veces puede conducir a una rotura de menisco. En personas mayores, los cambios degenerativos de la rodilla pueden contribuir a una rotura de menisco.

Google+0Facebook0Twitter0

¿No encuentras lo que buscas? Búscalo aquí